QUIERO APRENDER

Comparto estas líneas con vosotros porque cuando las leí, me parecieron encantadoras y lo suficiente atractivas como para tener en cuenta. Sirven para cualquier relación, pareja, amigos, padres...Espero que os gusten como a mí.

Quiero aprender a oírte sin juzgarte,
quiero que me enseñes a opinar sin darte consejos,
quiero aprender a confiar en mi sin exigirme,
quiero enseñarte a ayudarme sin intentar decidir por mí,
quiero aprender a cuidarte sin anularte,
quiero que me enseñes a mirarte sin proyectar cosas de ti,
quiero que aprendas a animarme sin empujarme,
quiero enseñarte a abrazarme sin asfixiarme,
quiero que me enseñes como protegerte sin mentiras,
quiero aprender a acercarme a ti sin invadirte,
quiero que aprendamos a aceptar las cosas del otro que más nos disgusta, tanto, como para no pretender que cambiarlas,
quiero que hoy, después de lo aprendido yo de ti y tu de mi, seamos capaces de elegirnos otra vez sin condiciones.

Jorge Bucay



Sed felices





4 comentarios:

Graciela "Aromas de Mamá" dijo...

Hola Tula, querida tanto tiempo!! sin poder comentarles... pero siempre te tengo en mi mira... jeje, esta reflexión me llegó al alma, cae en un momento justo con mi hijo mayor, en el que no es adolescente ni niño, y debe elegir un destino escolar para su mejor futuro... y nos pasamos una semana con mi marido si lo aconsejado y elegido estará bien... quien sabe!! como amarlos sin ahogarlos no? Cariños y beso

LA COCINERA DE BETULO dijo...

Unas palabras muy bonitas.
Besos.

TuLa dijo...

Graciela, guapa. No puedo dedicarme ahora como deseara a mi blog, pero os tengo a todos conmigo.
Ma alegra mucho que te haya servido porque como digo, se puede aplicar para cualquier relación. Los jóvenes son difíciles, pero debemos ponernos en su lugar y pensar qué nos pasaba a nosotros en esa misma edad.
Muchos besitos y te espero de nuevo por mi desván.

TuLa dijo...

Así es Cocinera de Betulo. Para mí, Bucay es el mejor para el autoayuda por medio de sus estupendos libros.
Un besote.